Medios de impugnación en contra de las asambleas o de los acuerdos adoptados por ésta en una Sociedad Anónima.

La Ley General de Sociedades Mercantiles contempla dos tipos de acciones para combatir los acuerdos adoptados por una asamblea general de accionistas: la de nulidad y la de impugnación.

A. Acción de nulidad de asamblea.

Esta acción tiene por objeto obtener de la autoridad judicial la declaración de inexistencia o nulidad de la asamblea misma, por encontrarse viciados los requisitos de forma y fondo de la misma.

Para el ejercicio de esta acción la ley no impone requisito alguno mas que acreditar la calidad de accionista .

De acuerdo con la Ley General de Sociedades Mercantiles los casos en que un socio podrá pedirse la declaración de nulidad de una asamblea general de accionistas, son:

  1. Por no reunirse en el domicilio social (Art. 179 L.G.S.M.).
  2. Por no haber sido convoca por el órgano de administración, el comisario, o en su caso por la autoridad judicial (Art. 166, fracción VI; 183 y 184 L.G.M.S.).
  3. Por no haber sido publicada la convocatoria 15 antes de la de la celebración de la asamblea (Art. 186 L.G.S.M.)
  4. Por no haberse hecho la publicación de la convocatoria en el sistema electrónico de la Secretaría de Economía (Art. 186 L.G.S.M.).
  5. Porque la convocatoria no contiene la Orden del Día o la firma de quién la convoca (Art. 188 L.G.S.M.).
  6. Por no haberse reunido el quórum de asistencia (Arts. 189, 190 y 191 L.G.S.M.).

B. Acción de oposición de acuerdos.

Esta acción tiene por objeto combatir aquellos que han lesionado los derechos sociales reconocidos en los estatutos o en la ley .

Joaquín Rodríguez Rodríguez dice «la deliberación es impugnable cuando es contraria a la escritura constitutiva, a los estatutos o a la ley, es decir, cuando existiendo todos los elementos esenciales alguno de ellos están viciados, o bien, su contenido pugna con una norma imperativa prohibida.»

La Ley General de Sociedades Mercantiles en sus artículos 201 y 205 establecen los requisitos para el ejercicio de la acción de impugnación, que a saber son:

  1. Sólo los accionistas que representen el 25% del capital social podrán ejercitarla.
  2. Que la demanda se presente dentro de los 15 días siguientes a la clausura de la asamblea.
  3. Que los reclamantes no hayan concurrido a la asamblea, o bien, hayan dado su voto en contrario.
  4. Que el escrito de demanda mencione la cláusula del estatuto o el precepto legal violado y el concepto de violación.
  5. Que los títulos representativos de las acciones sean depositados ante fedatario público, o bien, ante una institución de crédito.

C. Vía judicial.

De conformidad con los artículos 1049 y 1390 bis del Código de Comercio, este tipo de acciones deberán deducirse en la vía Oral Mercantil ante un Juez de Distrito o de la jurisdicción local, siguiendo los requisios formales que para este tipo de juicios establece el código mercantil.

D. Efectos de la sentencia.

La sentencia que se dicte tiene fuerza de cosa juzgada frente a los socios, frente a los órganos sociales y frente a los terceros, sin perjuicio de quien se considere perjudicado fraudulentamente puede atacar la sentencia en la forma procesal oportuna.